Nacida el 21 de Mayo de 1984, en el bello y solitario Oruro en el hospital de la Caja Nacional de Salud, cuenta su madre que lloró cuando le llevaron a la recién nacida porque le pareció que se veía más como una ranita larguirucha y cabezona por el peinado relamido con el que la habían decorado las enfermeras. Nació Géminis, pero por poco y se queda tauro, aumentando un miembro más a los testarudos y fuertes toros de su familia. Su padre la cargaba en brazos hasta pasadita la infancia y la seguía llamando mi princesita hasta poco antes de que cambiara su estado civil. Nació el año de la rata, y le parece ciertamente que los animales del horóscopo chino son por demás feos, mejor hubiera sido haber nacido el año del gatito o el año del koala, todos se sentirían menos afeados.

Vive en Cochabamba y adora esta ciudad, pero Oruro siempre le trae melancolías insistentes y nostalgias imperecederas, sin embargo, se atrevería a afirmar (me lo dijo hace muy poco) que La Paz y El Alto se ganaron el amor de su corazón.

Lee menos de lo que debería, y no tiene nada que decir al respecto (con el peso de la consciencia le basta). Es un poquito anticuada en cuanto a gustos literarios, sus autores favoritos son: García Márquez, Kafka, Camus, Borges, Böll, ….., … (Nota: además sufre de una amnesia nada colaboradora). Empieza historias casi todo el tiempo y le salen cuentos en los arranques de aquello que todavía no logró enterarse muy bien que es. Su mayor temor es que una vez muerta alguien encuentre sus cuadernos y lea todas las barbaridades que escribió y que seguirá escribiendo amparada en su insufrible caligrafía. Su mayor pasión es la literatura, pero tiene unos cuantos amantes por ahí: la música, el teatro, la fotografía y el cine, con los cuales lamentablemente no pudo concretar ninguna cita seria hasta el día de hoy.

La hacen llorar varias cosas, especialmente las injusticias de la vida y la impotencia frente a la mayor parte de ellas, no ve noticias casi nunca porque casi siempre afectan su sensibilidad.

–Necesito actualizar esta parte– Esto que lees es sólo el inicio de mí: o sea, es algo que escribí hace casi diez años atrás. Toda una vida desde entonces hasta hoy.

Nota al pie: Fanática de Les Luthiers.